La telenovela de Rodri

3 Feb

“¿Cómo se imagina a Rodrigo Medina pensando en una telenovela: como el protagonista bueno, como el protagonista malo, en un papel secundario, o como un espectador más de la telenovela?”. Ésta es una de las preguntas de la encuesta telefónica pagada con nuestro dinero por el grupo que se ostenta como Gobierno del Estado de Nuevo León.

El único problema que preocupa a los políticos es la pérdida de popularidad porque los sostiene en el poder tomando decisiones personales sobre el patrimonio público.

La sociedad no puede indignarse si no comprende la dimensión del atraco. Si los impostores de la representación siguen gobernando, no es porque usted y yo no estamos plantados con una pancarta frente al Palacio de Cantera, sino porque a la inmensa mayoría “le vale” quién esté en el poder. No advierte ni imagina que, así como se nota que tenemos a delincuentes uniformados conduciendo patrullas, se notaría un cambio si quienes gobernaran estuvieran, al menos, un poco preparados para hacerlo.

El viernes pasado asistí a la protesta organizada por familiares de desaparecidos y por Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, A.C. El llamado fue en la Explanada de los Héroes, pero los organizadores se preguntaban si debíamos estar de espaldas o de frente al Palacio de Gobierno. Nunca como entonces, rodeada de personas tan tristes y tan desesperadas, me pareció más evidente que aquel edificio era un cascarón, un recuerdo de algo, una escenografía para arrojar nuestros lamentos, nada más.

La publicidad hace enormes las diferencias mínimas. Luego, la elección del consumidor depende de la destreza del publicista. Nike no fabrica tenis, éstos los compra a las maquilas que le ofrecen mayor margen de ganancia. Nike es una agencia de publicidad que se encarga de posicionar su marca.

Existen muy interesantes paralelismos entre el mundo de la publicidad y el de la política. La permanencia de los gobiernos más negligentes recae cada vez más en su capacidad para construirse una imagen de éxito, fortaleza y sensibilidad.

La democracia funciona bien con mayorías ignorantes, dice el Dr. Iain Couzin, de la Universidad de Princeton. Si todos aprendiéramos a representar nuestra opinión el sistema colapsaría. Estudiando el comportamiento de un banco de peces (carpas doradas), el biólogo y ecólogo descubrió que la influencia de los líderes depende de la desinformación o de la indiferencia del grueso de la población. Basta con que parezca que unos pocos integrantes del grupo saben qué hacer, para que el resto de ellos los siga, como borregos al pastor.

¿Quién en sus cabales se autoproclamaría miembro del rebaño de Medina, o de Larrazabal o de Ivonne? Preferimos adjudicar la culpa del desastre a los políticos. Los tachamos de perversos para sentirnos injustamente cautivos, pero en realidad ellos son frívolos, y nosotros crédulos.

La ignorancia es la única razón comprensible de que tantos, tantísimos ciudadanos, permitamos a un grupo de personas hacer uso de lo nuestro, arruinar nuestras ciudades y restarles futuro a las siguientes generaciones.

Ellos cuentan con nuestro dinero. Rodrigo Medina gastó 1.7 millones de pesos diarios en publicidad durante el 2010 y durante el 2011 gastó cuatro veces más de lo aprobado en spots, es decir, 622 millones. Por favor, no olvidemos el escándalo del banner fantasma que nos costó 1.2 millones de pesos (y una triste carcajada cuando el Gobierno del Estado emitió un comunicado señalando que EL NORTE se había inventado la nota).

Para salir airoso del escándalo de corrupción y extorsión de casinos, Larrazabal simplemente elevó el gasto en publicidad en un 81 por ciento durante los tres meses más críticos de su Administración. Así vimos a Brozo prostituirse echándole flores cuando aquí llorábamos la tragedia del Casino Royale.

Los puestos de elección popular están secuestrados por las mafias que conocemos como partidos políticos. Sólo así se entiende que alguien como Ivonne o como Larrazabal hagan públicas sus pretensiones de seguir viviendo de nuestro dinero, usurpando lugares estratégicos para mejorar las condiciones de vida de millones de personas.

Los ciudadanos somos los protagonistas en la novela de Rodri, no sus espectadores. Despertemos al rebaño.

ximenaperedo@gmail.com

La pregunta (has click para escucharla)

Anuncios

3 comentarios to “La telenovela de Rodri”

  1. Juan J Gutierrez Vela febrero 3, 2012 a 6:37 pm #

    Ximena, coincido en que los ciudadanos no estamos respondiendo a la altura de las circunstancias. Muchos nos hemos quedado con la imagen que nuestros padres y abuelos nos dieron sobre ser “buenos ciudadanos”. Parece que ya no es suficiente, votar, cumplir cabalmente el pago de tus impuestos, respetar los derechos de los demás, respetar las ideas de los demás, cuidar el medio ambiente, etc. etc. Ahora, los factores de intromisión y dominio que han agregado, los gobiernos, las grandes corporaciones y los criminales, sobre la población en general, nos ha descobijado por completo y nos ha puesto a su merced. Esto no es un hecho aislado, sucede en muchos o en todos los países. Los dueños del dinero, los políticos y los criminales utilizan su poder y sus argucias para seguir sacando provecho a costa de los ciudadanos. Hasta hoy solamente los islandeses han tenido la fuerza de la unión y el valor de rebelarse a estos nuevos métodos de opresión. Sigamos su ejemplo es la única manera de evitar seguir siendo un pueblo ninguneado por estos bastardos. http://www.elpais.com/articulo/primer/plano/Islandia/enjaula/banqueros/elpepueconeg/20110403elpneglse_2/Tes

  2. Paco Caam marzo 6, 2012 a 10:11 am #

    Digo no quiero sonar IMPERTINENTE pero piensan ir hoy martes a la conferencia deDinorah Cantú y sus abogados? o #cada_quien_por_su lado , como habitante de Guadalpe solo quisiera poder hacer algo mas y hasta sueño con un frente comun organizado
    No creo tener licencia para preguntar ya que no he asistido a ninguna protesta ultimamente , comoquiera pregunto porque no se , digo en realidad es un asunto publico y no privado , solo que pues de nada sirve que yo asista ,

    siento que deberian marcarles comoquiera:
    MARTINEZ ARRIETA ABOGADOS
    C.P. 66220 Tel: +(0052) 81 8333 6767
    supongo que si no se organizan con ellos ,sus razones tendran …………………………

    • ximenaperedo marzo 16, 2012 a 10:07 pm #

      Paco, estamos super involucrados los unos con los otros. Acercaos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: